Destacados salidos de la fecha límite de intercambios del 2022—primera parte


Image credit: Orlando Ramirez-USA TODAY Sports

Traducido por José M. Hernández Lagunes

Los mejores intercambios

1.) Los Padres adquieren a Juan Soto y a Josh Bell a cambio de MacKenzie Gore, CJ Abrams, Robert Hassell III, James Wood, y Jarlin Susana.

Consiguieron a uno de los mejores jugadores del deporte sin renunciar a un prospecto consensuado entre los 10 mejores, o a un equivalente de Grandes Ligas, aunque Abrams está, al menos, cerca si se atribuyen sus problemas de 2022 más a la prisa que a los defectos de perfil en las decisiones de swing y la calidad del contacto. Sí, renunciaron a una gran cartera de talento. Pero obtuvieron dos años y medio de un tipo que es un rol 8 fácil y que ni siquiera ha alcanzado su mejor nivel. E incluso consiguieron que los Nationals les ofrecieran el que posiblemente sea el mejor bate de alquiler del mercado.

2.) Los Reds cambian a Tyler Mahle por Spencer Steer, Steve Hajjar y Christian Encarnación-Strand

Más que cualquier otro equipo en esta época de intercambios, creo que los Reds entendieron la misión. Creo que apesta que hayan destripado a su núcleo la pasada temporada, pero eso ya estaba previsto. Salieron a vender con fuerza y recuperaron mucho talento. En este caso, cambiaron a Mahle, un sólido abridor de mediados de la rotación quien será agente libre después de 2023, y obtuvieron un prospecto Top 101 potencial en Steer, a otro héroe de las abanicadas en Hajjar, y a uno de los mejores bateadores de las ligas menores este año en Encarnación-Strand. No es ni de lejos tan bueno como lo que adquirieron a cambio de Luis Castillo, pero Mahle tampoco es ni de lejos tan bueno como Castillo, y adquirir a tres prospectos con flechas apuntando hacia arriba siempre es algo bueno.

3.) Los Cubs intercambian a David Robertson por Ben Brown

Los Cubs vivieron una fecha límite totalmente desconcertante, inexplicablemente decidiendo quedarse con Willson Contreras; Jed Hoyer, en su disponibilidad para medios después de la fecha límite, se quejó de que había sido un mercado de compradores. Pero en este caso, la espera por un gran retorno funcionó. No veo a Brown como un probable prospecto Top 101 ni nada por el estilo, pero es un lanzador prospecto muy bueno a cambio de media temporada de un cerrador de 37 años que firmaste con un contrato barato de un año en la víspera de la temporada.

Los peores intercambios

1.) Los Nationals cambian a Juan Soto y a Josh Bell a cambio de MacKenzie Gore, CJ Abrams, Robert Hassell III, James Wood, y Jarlin Susana.

Mira, sé que esto parece un gran retorno. Incluso contando a los jugadores del draft, Hassell es uno de los 20 mejores prospectos en el juego, y eso es realmente bueno. Wood ha seguido subiendo desde que lo clasificamos como el prospecto número 45 hace un mes. Susana ha sido la comidilla en los complejos de Arizona durante meses. Abrams y Gore fueron grandes prospectos por derecho propio recientemente, y Gore ha tenido algo de éxito en la MLB este año. Ciertamente, existe la posibilidad de que todo esto se consolide razonablemente y los Nats de 2026 sean realmente buenos con la mayoría de estos chicos como contribuyentes clave.

Sólo que no es una posibilidad tan grande como debería ser. Después de todo, cambiaron a Juan Soto. No hay nada seguro, pero creí que iban a conseguir al menos a alguien en este trato que tuviera una oportunidad real de ser un jugador de rol 7 sin algunos puntos de perfil realmente preocupantes. No lo hicieron; el más cercano fue Hassell y está justo en la línea de 70/60 OFP (que es una proyección del percentil 75).

¿Cómo cambias a Soto sin conseguir a alguien que puedas señalar como la futura piedra angular de la franquicia? Tiene 23 años. Es uno de los cinco mejores jugadores del juego. No es agente libre hasta después de 2024. En realidad, no tenías que cambiarlo, no ahora, no si esta era la mejor oferta. En mi opinión, este tipo de valor todavía estaría aquí en diciembre.

Entiendo el proceso que se vende aquí. Destruir hasta los cimientos, conseguir a todos los prospectos de alto rango que puedas, y hacer un montón de selecciones en el draft para los próximos años. Pero tienes que decirme las siguientes 10 palabras.

¿Dónde está esta organización ahora mismo? La realidad es que ahora tienen una plantilla en la que las piezas principales son Keibert Ruiz, Luis García, Josiah Gray, Gore y Abrams—todos ellos jugadores jóvenes que han sido prospectos muy promocionados recientemente, y todos ellos jugadores que no parecen nada parecido a estrellas seguras (lo que podría ser en sí mismo una amplia advertencia de no intentar este tipo de demolición impulsada por los prospectos). Detrás de eso, tienen una granja completamente medianita, incluso después de intercambiar a todos los veteranos con un valor significativo y ejecutar la quinta selección el mes pasado; un poco mejor que eso si todavía cuentas a Abrams, quien fue opcionado a su llegada. Debido a las nuevas reglas de la lotería del draft, no pueden contar simplemente con acumular un montón de selecciones realmente altas en fila a ser malo; por una nueva disposición del contrato colectivo, sólo pueden ser un participante de la lotería dos veces entre 2023 y 2025, y sólo están garantizados para estar en los seis primeros sin importar lo mal que terminan en la columna de victorias. Eso afecta no sólo a su capacidad para conseguir talento premium en la primera ronda, sino a su capacidad para ejecutar un enfoque de cartera como el que los Orioles y los Pirates han utilizado recientemente.

Los Nationals tienen un historial reciente por debajo de la media en el desarrollo de jugadores y están aún más atrasados en investigación y desarrollo. Para decirlo sin rodeos, este no es el grupo que yo esperaría que fuera capaz de tomar algunos talentos interesantes pero defectuosos de nivel MLB y una granja promedio y darle forma a competir para mediados de la década. ¿Realmente este equipo va a ser capaz de mejorar las decisiones de swing de Abrams? ¿Conseguir que Elijah Green minimice el swing mediante su velocidad? ¿Para mejorar la forma de los lanzamientos de Cade Cavalli? ¿Adquirir y desarrollar los rasgos del swing y del lanzamiento como hacen las buenas organizaciones?

2.) Los Angels cambian a Raisel Iglesias por Jesse Chávez y Tucker Davidson

Los Angels han sido la franquicia más apática de la MLB durante la mayor parte, si no toda, la era Trout. Volvieron a firmar a Iglesias a un acuerdo de cuatro años en la temporada invernal. Su ERA está un poco inflado este año, pero en gran medida ha sido tan bueno como siempre, y ha sido uno de los mejores relevistas en el juego desde hace un tiempo. Y luego simplemente… ¿se deshicieron de él por un relevista intermedio de 38 años con un contrato de un año y un brazo utilitario de 26 años? ¿Cuál es el proceso aquí exactamente? ¿Por qué cambiaste y mantuviste a Chávez? ¿Cómo te ayuda todo esto en 2023, el último año que tendrás a Shohei Ohtani bajo contrato? Haz que tenga sentido.

3.) Los Orioles cambian a Trey Mancini y Jorge López

Ni siquiera me importan los jugadores que recibieron a cambio. Están bien. Un sistema que alienta a un equipo que ha sido malo durante mucho tiempo a vender duro cuando tienen una posibilidad de uno a cinco para llegar a la postemporada apesta. Esto podría haber sido un paso defendible en un proceso a largo plazo para las probabilidades de lograr un cetro para Baltimore a mediados de esta década, pero no creo que sea ni remotamente bueno para el deporte.

Thank you for reading

This is a free article. If you enjoyed it, consider subscribing to Baseball Prospectus. Subscriptions support ongoing public baseball research and analysis in an increasingly proprietary environment.

Subscribe now





Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.